LG 2290V, el monitor LCD más delgado del mundo

Por fin llegó a nuestras manos el monitor estrella con que LG se robó la película en CES 2011. El 2290V, de sólo 7.2 mm de espesor y con un diseño muy atractivo.

Introducción

¿Qué es lo más delgado que puede llegar a ser un monitor? Hace 10 años muy pocos podían darse el lujo de tener un LCD. Cuando lo común era tener un monitor CRT los diseñadores figuraban sentados delante de pantallas de 25" con 70 centímetros de fondo. Ocupaban el escritorio completo y un poco más. El señor que hacía el aseo en las mañanas terminaba con una hernia por el solo hecho de mover el armatoste para pasar un pañito.

Cuando aparecieron los primeros LCD era tanta la diferencia en espacio que cualquier modelo era un cambio radical en la experiencia de uso (y en el espacio disponible en la oficina). Sin embargo, a medida que se fueron masificando los LCD fue quedando al descubierto que más allá del encandilamiento inicial, no daba lo mismo cualquier LCD. Había diferencias en las terminaciones, la calidad de imagen, el contraste, la retroiluminación, el consumo de energía, la emanación de calor, la nitidez, la viveza de los colores y, por supuesto, el diseño, tanto dimensional como cualitativo.

En los últimos años se ha ido trabajando un concepto minimalista que ha generado productos tan exitosos como el Macbook Air. Mantener la funcionalidad en menos espacio es un valor agregado, pero hay un límite práctico más allá del cual no se puede pasar o no vale la pena. Por lo mismo me replanteo la pregunta ¿Qué es lo más delgado que puede llegar a ser un monitor? Puede ser infinitamente delgado si alguna vez se perfecciona la tecnología holográfica y se puede proyectar una imagen de espesor cero. Hasta entonces, el límite del espesor está en la máxima compresión y miniaturización de la pantalla, los tubos de retroiluminación y la circuitería.

LG presentó en CES 2011 un monitor que da una vuelta de tuerca al concepto. La circuitería no puede tener espesor cero pero ¿Por qué tiene que ir detrás de la pantalla? En este layout de componentes, se ha escondido todo lo que no pertenece a la pantalla en una base oblonga y sólida, de la cual nacen tambien todos los conectores. Como todos los grandes inventos, sólo cabe decir: es sencillo pero brillante.

Primera Mirada

El LG 2290V es un monitor que destaca por el espesor de su pantalla, tan sólo 7.2mm. Sin embargo una pantalla delgada no basta para un producto exitoso. El LCD viene, por lo mismo, acompañado de muchas otras características coherentes con el concepto de minimalismo y estilo.

Con la clásica relación de aspecto 16:9 que hoy en día es la más utilizada en pantallas, este monitor ofrece un tiempo de respuesta de 2ms, contraste 10.000.000:1, brillo de 250 cd/m2, ángulo de visión 170°/160° y 16.7 millones de colores.

Su pantalla es de 22" (ofrece resolución de 1920x1080) . Sus pixeles son de 0.248 x 0.248 m, y sus dimensiones, incluyendo la base, son 511 x 135 x 399 mm. El peso en conjunto es de 2.8 Kg.

El consumo energético de este monitor en su uso normal alcanza los 26W. En modo de ahorro de energía consume 1W y estando apagado (pero conectado) baja a 0.5W.

Desde ya podemos ver la delgadez extrema de su pantalla, que ahí aparece inclinada en su máximo ángulo hacia adelante, 5° por debajo de la vertical.

Su articulación permite rotar 15° por encima de la vertical, mostrando la máxima inclinación hacia atrás.

Acá pueden ver el acabado espejo de su superficie trasera.

Los conectores traseros de izquierda a derecha: HDMI, DVI, D-SUB, audio y coneción a electricidad. Bajo el pilar de soporte hay una abertura para Kensington Lock. Siempre es bueno dejar estas cosas bien aseguradas. El 2290V incluye el cargador y transformador, el cable D-SUB y en algunos países el DVI.

La base tiene una construcción muy sólida para garantizar la estabilidad del aparato y proteger la electrónica. Mientras la pantalla es tan delicada como en un LCD común, la base es prácticamente indestructible.

Llama la atención la ausencia total de botones, perillas e interruptores. Todos los controles se encuentran integrados en la superficie de la base y basta un toque para activarlos. En la esquina derecha más próxima al espectador está el encendido:

En el medio de la base hay cuatro luces (aunque se pueden apagar) que activan el menú OSD, mediante el cual se puede configurar el dispositivo.

Experiencia de Uso

El monitor tiene una viveza de imagen que lo pone por encima de la experiencia media que hemos tenido con otros monitores. La retroiluminación por LEDs realmente se ha perfeccionado al punto de marcar una diferencia con los clásicos monitores iluminados por una matriz. En este caso particular, el sistema de iluminación es inusualmente eficiente y compacto. Se diría que además de sacar la circuitería y meterla en la base, han logrado brindar  brindar un contraste 10.000.000:1 en la mitad de espacio que lo que la tecnología TN podría fabricar.

Como sabrá el lector, existen dos grandes ramas de tecnología a la hora de fabricar un monitor. Está la tecnología común, llamada TN por Twisted Nematic, que es la más difundida en el mercado y la más barata de producir. En el pasado la tecnología TN tenía tres grandes defectos:

  1. La velocidad de respuesta de los pixeles generaba artefactos o fantasmas cuando la imagen cambiaba muy rápido.
  2. El ángulo de visión era pobre.
  3. Los pixeles son de 6 bits por color (o sea 18 bits) mientras que los chips de video pueden desplegar 8 bits por color (24 bits en total). Los tonos complejos se hacen usando ilusiones ópticas generadas con tonalidades de los perfiles adyacentes.

Para mejorar eso, Hitachi desarrolló en los años 90 la tecnología IPS (In Plane Switching) justamente para corregir los defectos del TN. A diferencia de TN que mueve los cristales perpendiculares al espectador, la IPS los mueve en paralelo al plano de la pantalla (por eso "In Plane"). Lo malo es que la tecnología IPS es más cara, pero lo vale.

Aunque hay otras tecnologías, saco a colación estas dos porque ejemplifican otros antagonismos que se han dado en la electrónica. Mientras los impulsores de la tecnología IPS trabajaron para hacerla más accesible, los defensores de TN perfeccionaron la electrónica para minimizar sus defectos. La mayoría de los LCD siguieron y siguen siendo TN, mientras que Apple por ejemplo se distinguió al usar IPS para sus iMac y iPad. Los defensores de esa marca podrán dar testimonio de la diferencia de calidad de imagen.

Pese a que el E2290V es un monitor de tecnología TN,  creo que es una viva demostración del avance que ésta ha tenido. La velocidad de respuesta y la nitidez ya no permiten diferenciar a simple vista una tecnología de la otra.

El monitor ofrece una resolución nativa de 1920x1080, desplegada sobre una superficie no reflectiva. Ello, sumado a su tasa de contraste de 10.000.000:1, al brillo de 250cd/m² y al ángulo de visión de 170° hacen que este aparato pueda utilizarse incluso teniendo una fuente de iluminación incidiendo sobre él, lo cual marca una fuerte diferencia con otros monitores que hemos probado en el pasado. La siguiente secuencia de fotos fue tomada con el monitor en las condiciones más desfavorables, expuesto a la luminosidad de un ventanal a mis espaldas.

Al presionar el control de más a la izquierda se activa el menú OSD

Entre las opciones básica tenemos brillo, contraste, nitidez y balance de blancos y nivel de negros.

Acá veremos una característica muy interesante. Una opción del menú que permite aplicar filtros sobre la imagen desplegada. A continuación vemos la imagen original:

Acá se ve con Blur Gaussiano:

Así queda en tonalidad sepia

Y este es el resultado del filtro monocromático. Todo esto es aplicable a todo lo que esté en pantalla, incluyendo videos. Esto permite hacer algunas pruebas sin depender de la capacidad de procesamiento del PC.

El resto de los menús incluyen correción de color, posición, 4 configuraciones predefinidas de acuerdo al uso, control de volumen, balance RGB y mucho más. Es un OSD realmente completo.

Cuando se anunció este monitor el precio sugerido en Europa era de casi 400 euros. Eso lo pondría en el peldaño más alto de lo que cuesta un monitor de 22" actualmente, pero el precio se estabilizó más bajo y hoy en tiendas chilenas se puede adquirir por CLP 149.000, equivalentes a poco más de USD 300, por lo que el gran defecto que yo le veía ha desaparecido. No me queda otra que felicitar a LG porque creemos que estamos delante de un producto casi perfecto y que de seguro será imitado en el futuro, como ocurre con las buenas ideas. Le apuntaron con el invento, muchachos, por lo que el consejo de CHW me ha encargado otorgarles el premio Golden Core.

Golden Core

Lo Bueno

  • Diseño minimalista, elegante e ingenioso
  • Manejo de cables más ordenado, modular y limpio que en otros modelos
  • Viveza de colores
  • Es el monitor más delgado del planeta
  • Variedad de puertos de conexión
  • Alto contraste, retroiluminación eficaz
  • Eficiencia Energética

Lo Malo

  • Su diseño no permite adosarlo a una superficie vertical o a un brazo articular, pues no se puede prescindir de la base.
powered byDisqus