Analizamos el rendimiento del juego World of Warcraft: Mists of Pandaria

Influencia del CPU y GPU en el rendimiento de la nueva expansión de la saga World of Warcraft.

Hace pocos días Blizzard lanzó la cuarta expansión de su conocida Saga World of Warcraft: World of Warcraft: Mists of Pandaria; juego del que analizaremos su rendimiento gráfico con un equipo basado en el microprocesador AMD Phenom II X6 1055T y tres tarjetas de video.

Plataforma de pruebas

La plataforma de pruebas es exactamente la misma que usamos en nuestro anterior análisis del juego F1 2012, donde seleccionamos un equipo no tan potente a fin de simular el hardware que poseen gran parte de los gamers no-extremos; pero que a su vez servirá para darse una idea de que pueden esperar usuarios de equipos con distintas especificaciones.

Aquí la configuración del equipo de pruebas:

  • Microprocesador AMD Phenom II X6 1055T overclockeado a 3.6GHz (bus a 257MHz).
  • Tarjeta madre ASUS M5A78L-M LX V2 (chipset AMD 760G).
  • 8GB de memoria DDR3-1600 Patriot.
  • Tarjeta de sonido Creative Labs Sound Blaster Audigy 4.
  • Disco duro Seagate Barracuda 640GB.
  • Fuente de alimentación Antec Trupower Quattro 850W.
  • Tarjeta de video MSI R6950 (AMD Radeon HD 6950 2GB GDDR5).
  • Tarjeta de video MSI R6850 Cyclone (AMD Radeon HD 6850 1GB GDDR5).
  • Tarjeta de video XFX HD6670 (AMD Radeon HD 6670 1GB GDDR5).
  • Sistema operativo Windows 7 64 bits.
  • Controlador SouthBridge AMD Catalyst 12.8 WHQL.
  • Controlador gráfico AMD Catalyst 12.9 Beta.
  • DirectX actualizado.
  • Sistema operativo Microsoft Windows 8 64 bits.

Metodología

El equipo se probó con los controladores gráficos en sus valores predeterminados, además se trató de replicar la configuración de un usuario promedio, para lo cual se mantuvo al sistema operativo en su configuración predeterminada (modo de ahorro de energía en Equilibrado y sin modificar los servicios predeterminados del OS); además se mantuvieron abiertos el antivirus Microsoft Security Essentials, anti-spyware Windows Defender, mensajería Windows Live Essentials 2012 y cliente Steam.

Rendimiento gráfico (GPU)

El motor gráfico de World of Warcraft: Mists of Pandaria, aunque es algo viejo, Blizzard se ha encargado de añadirle mejoras a fin de adaptarlo a los tiempos actuales. Para estas pruebas usamos el cliente de 64 bits y configuramos las opciones gráficas al máximo en modo DirectX 11 y a resolución Full-HD 1920x1080. Usamos el escenario "El valle del amanecer".

Daremos inicio a las pruebas gráficas mostrando el rendimiento del juego con las tres tarjetas de video que poseo (lamentablemente no cuento con otras tarjetas de video aparte de las mencionadas) con el equipo overclockeado a 3.6GHz:

A máximos detalles el juego es bastante exigente, la Radeon HD 6670 simplemente no puede moverlo con fluidez, mostrando una tasa de cuadros sostenida que apenas llega a los 2/3 de lo que considero jugable (30 FPS); pero ajustando la configuración gráfica, reduciendo el alisado y desactivando el SSAO, se puede jugar el juego con los demás detalles al máximo y a una tasa de cuadros aceptable.

Rendimiento del CPU

Empezaremos con las pruebas de escalado de núcleos. Blizzard sugiere al menos un equipo con un microprocesador doble núcleo para poder disfrutar WoW: Mist of Pandaria, y no se equivocan, pues al desactivar cinco núcleos de nuestro equipo de pruebas (3.6GHz) para simular un equipo mono núcleo, el rendimiento cayó drásticamente por debajo de los 30 FPS; en configuraciones doble núcleo y mayores hay muy pocas diferencias en la tasa de cuadros promedio, pero no sucede lo mismo con la tasa mínima.

En cuanto a la frecuencia de funcionamiento, WoW: MoP responde bastante bien al incremento de frecuencia del microprocesador; incluso con un microprocesador de 2.4GHz se puede mover el juego a máxima calidad y a una tasa de cuadros sostenida aceptable; pero sin dudas el juego se beneficia de frecuencias superiores para sacar todo su potencial.

Conclusiones

Para poder disfrutar de este juego a su máxima calidad recomendamos al menos un microprocesador doble núcleo a 3GHz y una tarjeta de video del nivel de una GeForce GTX 550 Ti o Radeon HD 5700/6700; pero como apreciamos en las pruebas realizadas, el alisado y SSAO consumen bastantes recursos, y si reducimos el uso de ellos podrán disfrutar de este juego a buena calidad y con GPUs más económicos.

-------
También pueden comentar en nuestro foro.

powered byDisqus