Microsoft: Dentro de poco tiempo nadie podrá vivir sin la pantalla de inicio

Microsoft detalla los beneficios de la polémica pantalla de inicio de Windows 8.

Sin dudas la característica más polémica del actual sistema operativo Microsoft Windows 8 es su nueva pantalla de Inicio, la que tiene tantos defensores como detractores (aunque quizá más de estos últimos). Microsoft trata de apaciguar a los detractores de la pantalla de inicio mencionando sus ventajas.

Microsoft no tiene la intención de traer de vuelta al viejo menú inicio para los usuarios de Windows 8, pero este no es un tema preocupante para muchos pues existen utilidades como Classic Shell que ofrecen la misma funcionalidad del menú inicio, e incluso permiten ocultar la nueva pantalla de inicio, pero Microsoft no recomienda hacer ello, pues no podrán disfrutar de la funcionalidad adicional de su nueva pantalla de inicio.

Microsoft afirma que su nueva pantalla de inicio es el perfecto tablero de utilidades que permite acceder rápidamente al contenido requerido por la mayor parte de usuarios (aunque no mencionan que hay que personalizarlo para que cumpla dicho cometido, aunque dicha labor es bastante sencilla); además sus Live Tiles “baldosas vivas” te ponen más cerca de las cosas que deseas hacer, gracias a que permiten observar muchas tareas simultáneamente y en tiempo real, en vez de recurrir a hacer click en cada aplicación una por una para poder apreciar su información.

Microsoft también nos recuerda que el menú de inicio (remplazo del administrador de tareas de Windows 3.11 y anteriores) estrenado con Windows 95 fue también bastante criticado al principio, pero se convirtió en una característica sin la que muchos pueden vivir; y la pantalla de inicio de Windows 8 tendrá el mismo destino, por lo que es sólo cuestión de tiempo hasta que todo el mundo se acostumbre.

Debo mencionar que si bien con la introducción del menú inicio se reemplazó al totalmente gráfico administrador de tareas con la interfaz simplificada presente desde hace mucho tiempo en las barras de menús de muchas aplicaciones MS-DOS y Windows; con la pantalla de inicio retornamos a los tiempos del administrador de dispositivos con su interfaz totalmente gráfica, tan sólo remplazando los íconos por baldosas y su modo ventana por un modo a pantalla completa.

Dado que me considero un usuario veterano de Windows (si usé el administrador de programas en su tiempo), no me costó mucho acostumbrarme a la pantalla de inicio; pero por lo visto a usuarios no tan veteranos de Windows que nunca tuvieron la oportunidad de usar el administrador de tareas, les está costando algo el acostumbrarse. Al menos debemos agradecerle a Microsoft no haber diseñado una Start Ribbon “Cinta de inicio” como su máxima innovación en interfaces de usuario, pero mejor no les doy ideas.

Link: New Windows Boss Explains Why You Don’t Need a Start Button  (Softpedia)

También pueden comentar en nuestro foro.

powered byDisqus